Publicidad
Publicidad - Servicio de Farmacias de Guardia en España


La Caspa I volver

Imprimir Enviar a un amigo

En nuestra sociedad moderna, donde por encima de muchas cosas está el culto a la imagen, la caspa muchas veces puede provocar situaciones embarazosas, que pueden terminar por originar una inseguridad en el aspecto físico de las personas que la padecen, ya que estas personas, están continuamente pendientes de su aparición, sobre todo en sus hombros, y condicionando su forma de vestir.

En esta sección vamos a intentar explicar los mecanismos que la desencadenan, los diferentes tipos y su posible tratamiento.

Definición

La Caspa o Pitiriasis capitis es un proceso totalmente natural consecuencia de una alteración del funcionamiento del cuero cabelludo, y se puede definir como una descamación excesiva del cuero cabelludo de pequeñas escamas de la superficie del cuero cabelludo acompañada de prurito leve pero no de inflamación.

La caspa puede llegar a estar formada de hasta 1.000 células o escamitas.

Epidemiología

La Caspa es rara durante la primera infancia, sufriendo un aumento gradual entre los 5 y los 10 años y rápido entre los 10 y los 20, que es cuando se llega al pico de máxima incidencia, afectando al 50% de la población entre los 20-40 años de ambos sexos, disminuyendo al aumentar la edad.

En cuanto a su diversidad estacional en el invierno (octubre-diciembre) la época donde se intensifica más la producción de caspa, mientras que en verano disminuye.

Etiología, Teorías y Mecanismos Desencadenantes

La Caspa del cuero cabelludo es un estado fisiológico que se eleva al grado de enfermedad, fundamentalmente en términos estéticos.

El mecanismo de aparición de la caspa es consecuencia de un aumento de la velocidad de descamación de la epidermis, en el que las células de la capa basal precisan la mitad del tiempo que en un cuero cabelludo no afectado para alcanzar el estrato córneo. Esta proliferación anormal provoca un incremento del número de céulas córneas, acompañado de una anómala cimentación, que se traduce en la aparición de grandes agregados de células córneas en el cuero cabelludo.

Debe recordar, que en toda la superficie de la piel, continuamente se estan eliminando escamas córneas, a una velocidad que varía de unas zonas a otras, pero que suele ser constante en cada lugar. La fricción asegura la pérdida regular de escamas córneas, y en el cuero cabelludo el pelo interfiere con el proceso de eliminación normal y las escamas de queratina quedan retenidas entre los tallos de los pelos.

Muchas veces, se confunde la caspa con la dermatitis seborreica, debido a que presentan una sintomatología semejante, sin embargo, la gran diferencia entre ambas, es que la Dermatitis Seborreica se caracteriza por una inflamación y descamación en áreas con una alta concentración de glándulas sebáceas, como el cuero cabelludo, cejas, frente, pestañas, regiones retroauriculares y pliegues nasofaríngeos.

Fecha última Inserción/Actualización: 17/04/2013

Tu Farmacéutico te aconseja, pregúntale cualquier duda