Publicidad
Publicidad - The fresco market freshfruit


La Hipertensión volver

Imprimir Enviar a un amigo

La Hipertensión es la enfermedad cardiovascular más frecuente y un importante problema de salud pública tanto en los países desarrollados como en vías de desarrollo, que afecta a cerca de un 20% de la población.

La Prevalencia aumenta con la edad. En muchos países, más del 50% de la población mayor de 60 años presenta una presión arterial elevada. En todo el mundo, la hipertensión es una de las principales causas de ictus, ataques de corazón y de insuficiencia cardiaca y renal. La detección y el tratamiento de la hipertensión reducen sustencialmente la aparición de estas enfermedades cardiovasculares, especialmente en los ancianos.

El Concepto de Hipertensión

La presión arterial elevada se denomina hipertensión. La palabra hipertensión no significa tensión emocional. Significa que la presión en los vasos sanguíneos es demasiado elevada.

La elevada presión arterial es un asesino silencioso. Muchas personas que padecen de hipertensión no presentan síntomas visibles que indiquen  que su presión arterial ha pasado a ser anormalmente elevada. No existen síntomas hasta que la presión es tan alta que causa daños en órganos vitales como el corazón o los riñones. Dado que una gran variedad de enfermedades afecta a la presión arterial, la realización de una simple medida puede no ser suficiente para lograr un diagnostico preciso. Diversos factores como la actividad física, el consumo de alcohol, la alimentación o la hora del día pueden ejercer una influencia sobre la presión arterial. La presión arterial es normalmente baja por la mañana mientras que aumenta por la tarde y la noche. Es más baja en verano y más alta en invierno. La medida de la presión arterial realizada por el médico puede causar ansiedad, lo que en sí mismo provoca una presión arterial elevada.

Este fenómeno sido descrito como hipertensión de bata blanca. Los criterios estándar para la clasificación de la presión arterial como alta o baja han sido establecidos por la Organización Mundial de la Salud (OMS):

Clasificación de la presión arterial para los adultos de 18 años de edad y mayores

Categoría

Presión Arterial, mmHg

Sistólica   Diastólica
Óptima <120 y <80
Normal <130 y <85
Normal-alta 130-139 o 85-90
Hipertensión  
Etapa 1 140-159 o 90-99
Etapa 2 160-179 o 100-109
Etapa 3 >/=180 o N >/=110

La hipertensión se detecta en un individuo midiendo la presión arterial. Sin embargo, realizarla de manera precisa no es una tarea fácil. El observador, ya sea el sujeto mismo u otra persona, debe estar bien entrenado y el instrumento de medida de la presión arterial debe estar calibrado y ser fiable.

graficaHTA.gif (5170 bytes)

¿Por qué es necesario Tratarla?

La presión arterial elevada aumenta la carga de trabajo sobre el corazón y las arterias. De modo que si continúa durante un largo período de tiempo, pueden no llegar a funcionar correctamente. Esto puede dañar los vasos sanguíneos del corazón, cerebro, riñones y ojos, dando lugar, por ejemplo, a un accidente cerebrovascular, un infarto de miocardio, insuficiencia cardíaca o renal.
Es menos probable que se produzcan estos problemas si la presión arterial está controlada.

¿Cuáles son sus causas?

Son desconocidas en el 95% de los casos, aunque hay una relación clara con el consumo de alcohol, de sal y con la obesidad.

¿Cuáles son sus síntomas?

La hipertensión, por lo general, no presenta síntomas. Normalmente se descubre en un chequeo rutinario o como consecuencia de manifestaciones de alguno de los órganos que afecta (corazón, riñones, etc).

¿Qué debe saber sobre su tratamiento?

El tratamiento de la hipertensión puede ser a tres niveles: Dietético, ejercicio físico y con medicamentos.

Tratamiento Dietético. Recomendaciones
  • Tomar alimentos frescos: verduras, frutas, legumbres, ensaladas.
  • Tomar todo tipo de carnes (con poca grasa), pescados azules y blancos.
  • Beber agua, zumos de frutas, infusiones.
  • Cocinar los alimentos al vapor o a la plancha, o con aceite de oliva.
  • No usar extractos de carne ni pastillas de caldo, tienen mucha sal.
  • Moderar la cantidad de sal con la que se prepara la comida y no añadir sal al plato.
  • Evitar conservas, embutidos, marisco, frutos secos, salsas preparadas tipo mostaza, mahonesa, etc.
  • No abusar del alcohol, bebidas con gas, con cafeína o excitantes.
  • Si fuma, debe dejar de hacerlo.
Ejercicio Físico

Controlar el peso mediante alimentación adecuada y ejercicio físico moderado, continuado y adecuado a la edad (por ejemplo, pasear de una a dos horas al día).

Medicamentos

En caso de ser prescritos por el médico, deberá tomarlos con la pauta y en las dosis indicadas por él.

Fecha última Inserción/Actualización: 17/04/2013

Tu Farmacéutico te aconseja, pregúntale cualquier duda