Publicidad
Cae en Madrid y Marbella un red que vendian fármacos

La Guardia Civil ha desarticulado una red dedicada a vender medicamentos en Internet sin control facultativo, en una operación desarrollada en Marbella (Málaga) y Madrid. En ella se han detenido a cuatro personas, que facilitaron presuntamente fármacos a un alemán que ingresó en un hospital en estado grave.

Los fármacos intervenidos se encontraban almacenados en un garaje de una de las viviendas de los cuatro detenidos en Marbella, mezclados entre los útiles de jardinería, bricolaje, aceites y otros enseres, según informa la Dirección General de la Guardia Civil, Cuerpo encargado de esta operación denominada 'Esculapio'.

A los arrestados, dos alemanes y dos portugueses, se les considera presuntos autores de delitos contra la salud pública e intrusismo profesional.

La operación se inició después de que ingresara en estado grave en un centro sanitario una persona de nacionalidad alemana afectada por una sobredosis de un medicamento obtenido ilegalmente a través de Internet.

Las investigaciones permitieron localizar a dos personas con residencia en Marbella que podrían haber sido los suministradores del medicamento al ciudadano alemán.

Se trataba de T.H.W. y M.L., de 40 años, residentes en Marbella y presuntos suministradores del medicamento a su compatriota.

Más de 4.000 envases

En el registro de su vivienda, los agentes intervinieron más de 4.000 envases de fármacos de diversas marcas, cerca 60.000 euros en diferentes divisas, sistemas informáticos y documentación que en estos momentos analizan los investigadores.

Una vez que fueron detenidos los dos ciudadanos alemanes, las investigaciones apuntaron hacía otras dos personas de nacionalidad portuguesa, que supuestamente colaboraban con los anteriores en el traslado y distribución de los medicamentos: C.A.S., de 40 años, y P.M.S., de 34 años.

Uno de los cuatro detenidos, T.H.W., se encontraba reclamado para su extradición por la autoridades judiciales alemanas por diversos delitos de fraude y fue puesto a disposición de la Audiencia Nacional, mientras que el resto de los arrestados fueron entregados en los Juzgados de Marbella (Málaga).

Según un primer análisis de la documentación, se ha constatado que los implicados realizaban semanalmente una media de 150 envíos a países de Europa y Estados Unidos.

Creación de empresas para el suministro

Para el suministro de los medicamentos, la red creaba varias empresas de tipo virtual y otras físicas desde las que ofertaban los fármacos clandestinamente y sin control administrativo ni sanitario.

Las ofertas de medicamentos las hacían a través de Internet y una vez realizado el pedido por los clientes, y previo pago de su importe, eran remitidos a través de paquetería postal.

La red adquiría los medicamentos a través de un distribuidor de Madrid y otro de Portugal, y para justificar su actividad legal presentaba ante estos distribuidores certificaciones de registro y documentos de una empresa que habría creado en Bélgica presuntamente para realizar estas actividades ilícitas.

Con el fin de dificultar su localización ante posibles investigaciones, sus integrantes cambiaban periódicamente de domicilio en lujosas viviendas que abandonaban sin abonar su alquiler.

Prohibición legal

La Guardia Civil quiere recordar a la opinión pública que la legislación española prohíbe la venta de cualquier tipo de medicamentos a través de Internet.

Además, que las oficinas de farmacia legalmente autorizadas o los servicios de farmacia de los hospitales, centros de salud y de las estructuras de atención primaria del sistema nacional de salud son los únicos establecimientos autorizados para la custodia, conservación y dispensación.

El comercio de este tipo de medicamentos a través de otras vías diferentes a las anteriormente expuestas supone, según subraya la Guardia Civil, un grave riesgo para la salud pública ya que la falta del control sanitario no garantiza ni la eficacia del tratamiento ni su correcta administración.


tubotica se suma al redordatorio de la Guardia Civil para que que NO compren Medicamentos por Internet.

La venta de Medicamentos a través de Internet en España está prohibida, y además, en la mayoría de los casos el precio de los mismos es muy superior al original en España, se han detectado falsificaciones, estafas, envíos fraudulentos en envases distintos al original (bombones), etc., que hacen que este tipo de "medicamentos" no estén sometidos a ningún tipo de control sanitario y constituyan un grave riesgo para la salud del paciente.

Fuente: EFE, El Mundo, ABC, La Razón
21/09/2004